top of page
  • beludiehl3

Harry Potter

Actualizado: 12 jun 2023


Soy fonoaudióloga. Acompaño niños, niñas y adolescentes con desafíos en la comunicación.

Cuando empezó la cuarentena, una de las formas que encontramos con la familia de Simón y de poder dar continuidad a nuestros encuentros, fue a través de la lectura. Encuentros de lectura. A su papá se le ocurrió que como él estaba mirando Harry potter, podíamos leer la saga juntos. Me vi envuelta en una mezcla de felicidad y expectativa, no había leído ni visto las películas, y significaba para mi todo un desafío pero a la vez una aventura compartida leer un Señor libro. Teníamos proyecto.

Harry Potter y la piedra filosofal, 309 páginas, 17 capítulos, un capítulo por encuentro, casi cuatro meses de disfrute compartido, de encuentros esperados.

Pactamos con Simón que ibamos a leer un capítulo por encuentro y una página cada uno hasta terminarlo.

Pasaron los días, meses, años.... Ya estamos terminando el quinto libro, Harry Potter y la Orden del Fenix, 870 páginas. No debería escribirlo, porque eso no lo define.

Simón tiene 13 años y tiene un diagnóstico de trastorno del lenguaje, de la regulación sensorial y un trastorno por déficit de atención. Pero lo escribo porque juntos, durante tres años, leímos casi 2685 páginas, en tiempos de caos y desórden, de angustias y pérdidas, de temores y miedos, de mucha incertidumbre, cada martes y jueves a las 15 horas nosotros nos juntabamos a leer.

Lo que si define a Simón es la perseverancia, las ganas de aprender, el disfrute por las actividades compartidas. Esa especie de rutina ritual hizo toda la diferencia. Hedwig, para quienes no saben, la lechuza y compañera mágica de Harry Potter, era uno de mis personajes favoritos.Y llegó a mí de regalo en forma de llavero ( idea de la mamá de Simón). Me acompaña todos los días, cada vez que entro y salgo de mi casa. Ese pequeño inmenso objeto tiene el valor evocador de recordarme a Simón y su familia al menos dos veces por día, alguna que otra vez más, cada vez que le toca un baño.


Hedwig por tomar un baño y su reposición

Las historias, las rutinas, los rituales, los objetos regalados con sentir y pensar, guardan en sí el poder evocador de las personas que los regalan y comparten.

Gracias a Simón y a su familia, por el respeto, el cuidado, la presencia y la confianza.


Encuentros de lectura para trabajar:

- Foco

- Atención

- Comunicación

- Vocabulario

- Comprensión de textos

- Permanencia

- Fluidez

- Memoria

- Tiempo y espacio

- Planificación


9 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page